Hacer el Camino de Santiago en invierno es una decisión más común de lo que pensamos. Muchos peregrinos lo deciden simplemente por ser las fechas de las que disponen, otros por la magia que ofrece esta estación. Se cual sea el motivo de la elección, en este post te contamos los beneficios de realizar el Camino de Santiago en invierno, concretamente en diciembre. Descubre las mejores rutas y consejos para hacer el Camino en diciembre.

Hacer el Camino en diciembre

Hacer el Camino de Santiago en diciembre

Diciembre es sinónimo de frío o incluso nieve. El Camino de Santiago a su paso por las zonas más montañosas se hace más duro. Pero no serán estos los motivos que frenen a caminantes y peregrinos amantes de la naturaleza. Ellos saben percibir la magia de caminar por la nieve, de terminar una jornada apreciando más que nunca el calor de la chimenea, el buen comer, el descanso, el aire puro… Es en esta época en la que el Camino de Santiago, gran ruta de peregrinación, muestra su cara más auténtica: silencio, reflexión, frío, naturaleza… y deja de lado la mayor afluencia de peregrinos que se produce en las temporadas altas.

En el Camino todo cambia en estas fechas, desde los paisajes hasta los servicios a los que tendrás acceso. En general y sin tener relación con las épocas estivales, no todas las rutas oficiales del Camino de Santiago disponen de servicios o infraestructuras, siendo principalmente el Camino Francés el que más servicios ofrece.

En invierno los servicios disminuyen por lo que la oferta de alojamiento y restauración puede llegar a ser escasa. Por eso, es cierto que es necesario una mayor planificación para hacer el Camino de Santiago en diciembre y tener muy en cuenta las horas de luz.

 

Planificación del Camino de Santiago

Las horas de sol en la península ibérica varían, pero en general están en torno a 9-10 horas. Es necesario tenerlo en cuenta para planificar bien tus etapas y distancias diarias. Comenzarás a caminar más tarde y sin prisas, disfrutando de cada pasaje y esencia del Camino siempre y cuando sepas cual será tu alojamiento ¡y tengas todo bien atado! Nosotros organizamos desde las etapas, transporte de mochila, traslados, alojamiento y de asegurarte una buena gastronomía.

 

El Camino en diciembre también coincide con las navidades. Sin duda es un valor añadido poder pasar una época tan especial como la navidad peregrinando el Camino.

Por otro lado, pese a lo que puedas escuchar, el Camino de Santiago no es peligroso en invierno. Es de sentido común hacer caso de las previsiones meteorológicas y de las indicaciones pertinentes. Por ejemplo, si elijes el Camino Francés y lo comienzas en Saint Jean Pied de Port, deberás tener en cuenta que en los meses de invierno la primera etapa será por la variante Luzaide-Valcarlos ya que la ruta de Napoleón está cortada y prohibida.

Cuales son las mejores rutas del Camino de Santiago

Como hemos visto el Camino Francés es una buena opción. Si lo haces desde St. Jean Pied de Port a Santiago de Compostela deberás tener en cuenta la variación de la ruta. Por otro lado, también puedes hacer por tramos y comenzar en otro punto como Sarria. Desde Sarria caminarías durante una semana hasta alcanzar la Catedral de Santiago de Compostela.

En O Cebreiro es probable que nieve y que la subida al alto de O Poio se haga más dura, pero merecerá la pena ya que disfrutarás de paisajes como este:

Camino de Santiago en invierno

Otra opción es hacer el Camino Portugués ya que las zonas por las que pasa disfrutan de una climatología suave. Si dispones de mucho tiempo puedes comenzar en Lisboa pero si quieres peregrinar durante 7 días tienes la opción de empezar en Tui.

El Camino de Invierno es también una buena elección. Como su nombre indica, este camino es una variante del Camino Francés que trazaron los peregrinos medievales para evitar precisamente las nevadas de O Cebreiro.

Que llevar en la mochila para el camino en diciembre

camino de santiago de compostela

Recuerda que nosotros te transportamos el equipaje por lo que podrás meter en el todo lo que necesites. Lo ideal es hacerse con ropa adecuada para el frío y humedad. Una chaqueta polar recubierta por materiales impermeables, camisetas polares, pantalones de montaña de invierno, mayas térmicas, polainas, cortavientos, botas adecuadas, gorro, braga o bufanda, guantes…

*No ahorres en la compra de tu ropa y zapatos para el Camino de Santiago ya que determinará que tu camino sea ideal o no.

En la mochila para tu día a día en el Camino puedes llevar el chubasquero, crema solar, bálsamo labial, una camiseta polar y calcetines de repuesto por si necesitas cambiarlos, agua, frutos secos, tu documentación, tu teléfono y la credencial!

Por último, recuerda que nosotros te ayudamos y organizamos todo tu Camino. Estamos a tu disposición antes, durante y después de tu experiencia.

También te puede interesar: